Detenido militar acusado de participar en presunto golpe de estado del pasado 4 de agosto

9
Venezuela's Minister of Communication Jorge Rodriguez speaks during a press conference, at the Miraflores presidential palace in Caracas on September 10, 2018, following reports that US officials met secretly with Venezuelan military officers to discuss plans to oust President Nicolas Maduro. / AFP PHOTO / Federico PARRA

El ministro de Información, Jorge Rodríguez, retomó las denuncias de golpe contra Nicolás Maduro, luego de la detención de un militar presuntamente involucrado en estos planes, en los que también actuaban Julio Borges y el fallecido concejal Fernando Albán.

Rodríguez insistió en que Borges está involucrado en varios intentos de golpe de Estado, uno de los cuales se iba a desarrollar en enero, así como en el magnicidio frustrado contra Maduro ocurrido el pasado 4 de agosto. Dijo que estos planes han quedado corroborados luego del arresto, el pasado 30 de enero, del coronel Oswaldo Valentín García Palomo, quien supuestamente estuvo en Colombia organizando todos estos planes bajo el auspicio del gobierno de ese país.

“El enlace entre Julio Borges y García Palomo resultaron ser dos: por una parte, el señor Fernando Albán, concejal de Primero Justicia que se suicidó en meses pasados, y que tiene una clara y directa relación, no solamente con los golpes de Estado”, afirmó.

Rodríguez mencionó a Albán como parte de los planificadores y difundió varios videos en los que el coronel García Palomo habla de su participación en esta trama.

La otra persona involucrada como enlace sería “el teniente coronel Ovidio Carrasco Mosqueda, jefe de Comunicaciones de la Guardia de Honor Presidencial”, que habría sido reclutado por el diputado opositor para que participara en este golpe.

Según Rodríguez, el militar confesó que los conspiradores tenían tres días para el golpe militar, si lograban reunir las unidades castrenses con las que pensaban tomar varios puntos de Caracas.